Ana de Armas se aloja en las islas Galápagos

Ana de Armas es una de las protagonistas de "Eden", la película que el cineasta Ron Howard (El código Da Vinci) rueda en Queensland (Australia). La actriz cubana forma parte de un nutrido reparto de rostros conocidos, entre los que destacan Jude Law (Enemigo a la puertas), Vanessa Kirby (Napoleón), Daniel Brühl (El alienista) y Sydney Sweeney (Inmaculada). La acción está basada en los hechos sucedidos en el siglo XIX, cuando un grupo de personas huyó de la civilización para establecerse en las aisladas Islas Galápagos.

9
0 0
Read Time:3 Minute, 57 Second
Ana de Armas
Ana de Armas es una de las protagonistas de “Eden”.

Ana de Armas fue una de las últimas estrellas en unirse al ambicioso proyecto cinematográfico de Ron Howard, después del descarte de nombres tan mediáticos como el de Alicia Vikander.

La intérprete de Puñales por la espalda ya se encuentra con el resto de sus compañeros en Queensland (Australia), donde el responsable de Una mente maravillosa ha establecido las primeras localizaciones de Eden: la cinta que inicialmente llevaba el título de El origen de las especies, y que narra la accidentada estancia de un grupo de hombres y mujeres esperanzados en encontrar el sentido de la vida, en medio de la naturaleza salvaje de las islas Galápagos.

El guionista Noah Pink (Tetris) ilustra la historia con las inspiradas descripciones de un territorio que formó parte de la experiencia profesional de científicos (Charles Darwin) y literatos (Herman Melville). Precisamente, Howard se pudo acercar a los escritos del creador de Moby Dick, mientras elaboraba el film titulado En el corazón del mar (2015), ya que las islas Galápagos fueron uno de los caladeros más demandados por los barcos balleneros durante la época decimonónica.

Sin embargo, Eden sigue una estela diferente, muy consonancia con el espíritu emprendedor de los colonizadores del Nuevo Mundo; el mismo que alentó a las comunidades que llenaron el interior del Mayflower, en el siglo XVIII. Un sentimiento compartido por los extraños personajes de la historia pensada por Pink, buscadores de una salvación terrenal que se les escapa en sus lugares de origen.

Ana de Armas
Ron Howard tuvo un primer contacto con la magia de las Galápagos cuando trabajaba en “En el corazón del mar”.

Ron Howard reúne en torno a este colorido proyecto a un conjunto de intérpretes realmente sorprendente, y de enorme atractivo de cara a los espectadores.

Junto a la ya mencionada Ana de Armas, la película también se nutre de las colaboraciones de Jude Law (El talento de Mr. Ripley), Vanessa Kirby (Napoleón), Daniel Brühl (Sin novedad en el frente) y Sydney Sweeney (Cualquiera menos tú), entre otros.

Un elenco que compite en presencia con los paisajes vírgenes de una de las zonas más admiradas del planeta, todavía a salvo -en cierta forma- de la acción destructora de los humanos.

ANA DE ARMAS SIENTE EL INFLUJO SALVAJE DE LAS ISLAS GALÁPAGOS, SEGUIDA POR LA CÁMARA DE RON HOWARD

Según las escasas notas que han trascendido a la Prensa respecto al argumento de Eden, la trama parece ambientada en el siglo XIX, momento en que una serie de tipos diferentes entre sí deciden tomar un barco, y huir a esconderse de la civilización en las aisladas islas Galápagos, situadas a cerca de mil kilómetros de la costa ecuatoriana. Un archipiélago volcánico de impactante belleza, aunque también con misterios insondables, capaces de trastornar la mente de los incautos viajeros occidentales.

A tenor de los publicado por algunos de los responsables del largometraje, el género en el que se inscribe el relato de Eden es el de comedia negra, en la que se producen asesinatos y desapariciones.

Unos datos que supuestamente sitúan la acción -por tiempo y espacio- en los márgenes de las experiencias de los colonos procedentes de Noruega, que se instalaron en la isla Floreana (la más grande del archipiélago), para fundar una colonia pesquera en el siglo XIX, pero que finalmente fracasaron por circunstancias diversas y desconocidas.

Aunque igualmente pudiera tocar el período en que el doctor alemán Fredrich Ritter y su amante Dore Strauch huyeron de las habladurías de sus amigos y familiares a la inmensidad del océano Pacífico, para establecer los cimientos del jardín del Edén, en las extensiones de la isla Floreana.

Ana de Armas
Las islas Galápagos es el lugar que buscan los personajes de “Edén”.

De belleza impoluta, las islas Galápagos siempre han fascinado el espíritu aventurero de los numerosos navegantes que las han avistado en sus travesías. Y eso que el descubrimiento de las mismas fue por casualidad,  cuando fray Tomás de Berlanga las divisó, el 10 de marzo de 1535.

Desde entonces, el conglomerado de islas ecuatorianas recibió entre otros a un colono irlandés llamado Patrick Watkins (1809), a buques mercantiles que provocaron un devastador incendio y a Charles Darwin (1835); e incluso fue sede de una asfixiante colonia penal.

Ron Howard intenta aprovechar las múltiples metamorfosis de las Galápagos, para convertirlas en un lugar con una atmósfera hechizada, responsable de los sueños de libertad más encomiables y de las pesadillas más horrendas; y todo ello en medio de sus nocturnidades silentes, y de los ecos fantasmales de su variada fauna y su singular flora.

 

Happy
Happy
0 %
Sad
Sad
0 %
Excited
Excited
0 %
Sleepy
Sleepy
0 %
Angry
Angry
0 %
Surprise
Surprise
0 %

Average Rating

5 Star
0%
4 Star
0%
3 Star
0%
2 Star
0%
1 Star
0%

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Choose your language