Milton Avery, el color de USA

El pintor neoyorquino, fallecido en 1965, es objeto de la primera retrospectiva de su trabajo en Europa, dentro de la Royal Academy of Arts de Londres. La muestra se compone de cerca de setenta de las obras más conocidas de este maestro del color y el equilibrio entre forma y contenido, el cual ha sido comparado por algunos especialistas con Henry Matisse.

7
Milton Avery
“Sails in Sunset”, de Milton Avery, 1960/ Foto: 2022 Milton Avery Trust/ Artists Rights Society (ARS), New York and DACS, London, 2022

Milton Avery era un artista ajeno a las generaciones y a las corrientes plásticas contemporáneas con sus momentos de mayor esplendor creativo. Esto no quiere decir que el pintor neoyorquino no se nutriera de las influencias del Expresionismo abstracto, con su amigo Mark Rothko  a la cabeza, ni de otros movimientos afines de manera tangencial a sus intereses plásticos; sino que la afirmación inicial se refiere más bien al empeño de MA para desarrollar un estilo propio y definido, con el que vistió la blancura de sus lienzos. Una técnica que mantenía latente un sutil compromiso con los impresionistas decimonónicos franceses y estadounidenses, con el salvajismo aglutinador de los fauvistas y con la neurosis cromática de los expresionistas germanos, suizos y austriacos del período de entreguerras.

Junto a su esposa Sally Michel Avery, el protagonista de la exhibición titulada American Colourist -que alberga el céntrico edificio de la Royal Academy of Arts, en la urbe del Támesis– fue el principal valedor de un conjunto de cuadros armónicos, cuyas líneas vaporosas concentran las ambiciones escénicas de un figurado Canaletto, hipnotizado por los haces luminosos y oscuros de lugares de paso y por caras sin rasgos identitarios; a la vez de despertar en el pincel las sombrías máscaras de genios de la psique experiencial como Amadeo Modigliani.

Las diferentes influencias y alusiones subliminales convierten las pinturas de Milton Avery en elocuentes mosaicos de vanguardias atemporales, en los que la vida diaria de los estadounidenses se confunde con los serenos paisajes de Maine y Cape Cod.

Milton Avery
“Seated Girl with Dog”, de Milton Avery, 1944/ Foto: 2022 Milton Avery Trust/ Artists Rights Society (ARS), New York and DACS, London, 2022

Pese a la hondura poética de este rapsoda del caballete nacido en Altmar, las creaciones de MA nunca habían sido expuestas en Europa; error que ha subsanado la Royal Academy of Arts, al albergar un inspirado y brillante recorrido por los trabajos más aclamados del norteamericano, realizados entre la década de los treinta y de los sesenta del pasado siglo XX. Un laberinto de pacíficos aconteceres, en el que subyace el compromiso eterno del pintor con los colores en ebullición y el equilibrio perpetuo entre el contorno, la forma, los detalles y el fondo.

MILTON AVERY ABRE LA VENTANA DE SU PALETA CEGADORA Y EMOTIVA

La llegada a la pintura de Milton Avery se produjo casi por azar, ya que sus primeras ocupaciones tuvieron un simple sentido crematístico y de subsistencia, ajeno a cualquier planteamiento artístico. No obstante, la necesidad de trasladar al lienzo en blanco el universo cromático que albergaba en su cabeza le animó a introducirse en el terreno de la plástica. Eran los años veinte del siglo XX, en unos Estados Unidos sorprendidos por las vanguardias del Viejo Continente, cuando MA comenzó a alimentar su peculiar técnica: colaborativa, permeable, poliédrica y camaleónica.

Desde Ernst Ludwig Kirchner a Mark Rothko y Henri Matisse; las heterogéneas inspiraciones del creador neoyorquino tuvieron en la manera de manejar el pincel el nexo de unión conceptual requerido. Una fórmula porosa y hambrienta de bellezas pasajeras, en la que el misterio canibaliza la ansiedad hasta alcanzar la consiguiente seducción, oculto tras zonas de penumbra y de claridad.

Milton Avery
“Boathouse by the Sea”, de Milton Avery, 1959./Foto: 2022 Milton Avery Trust/ Artists Rights Society (ARS), New York and DACS, London, 2022. Courtesy Victoria Miró y Waqas Wajahat

La Royal Academy of Arts descubre a los europeos por primera vez la imaginativa trayectoria de este impresionista/expresionista/fauvista de largo recorrido, al que no le importaba fundir en una misma imagen las visiones abstractas, con las fórmulas de figuración clásica construidas a base de aglutinantes. Una senda en la que queda constancia de la sensibilidad y el sentido de un enamorado del paisajismo (tanto el que presentan los silentes rostros humanos de sus familiares y modelos, como el de las puestas de sol y las dormidas constelaciones acuosas que desencadenaron sus obsesiones cromáticas).

Semejante empeño por transcribir instantes fugaces de vitalidad crepuscular, más que exactitudes hiperrealistas, ubicó a Milton Avery en la esfera de las simbologías voluntarias, surgidas de las experiencias constatadas por secuencias existenciales plenas de emotividad y de fantasía.

Nota: Milton Avery: American Colourist estará en la Royal Academy of Arts de Londres hasta el próximo 16 de octubre de 2022.

Más información, entradas y horarios en

https://www.royalacademy.org.uk

Leave A Reply

Your email address will not be published.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Choose your language