John Lanchester y la otredad

El conocido autor de "Capital" presenta la traducción al español de "El muro" (Editorial Anagrama): una ácida y reveladora novela, que versa sobre la capacidad del ser humano para crear compartimentos estancos.

6
John Lanchester
John Lanchester muestra un escenario demasiado real

John Lanchester es un hombre cosmopolita desde sus orígenes.

Según su biografía, el escritor de El señor Philips nació en Hamburgo; para luego crecer en Calculta, Rangún, Brunéi y Hong Kong. A esto se suma su formación universitaria en Oxford, y su residencia actual en Gran Bretaña.

Tal amalgama de culturas ha construido el espíritu aventurero y carente de geografías reductoras, del que Lanchester hace gala en cada una de sus obras; siempre en consonancia con un peculiar concepto de aldea global, que cada vez se antoja más utópico a nivel planetario.

El tercer milenio trajo consigo el falso sueño de la libertad virtual: un mundo sin fronteras informáticas, pese a estar cada vez más parcelado en un sentido físico. El auge de los nacionalismos excluyentes de ultraderecha, las tesis antiextranjeros de la filosofía del Brexit, la obsesión del gobierno de Donald Trump por edificar una titánica pared con México, la negación de asilo a los migrantes de las pateras que alcanzan las extensiones de la todopoderosa Unión Europea… Las fronteras se han convertido en zanjas opresivas y selectivas, ajenas a admitir la mezcla humana y étnica con razas consideradas como invasoras del estado de bienestar. Realidad que resulta excesivamente paradójica, sobre todo cuando alguien se asoma a la inmensidad proclamada por las redes sociales.

John Lanchester
John Lanchester describe un mundo que persigue a los “invasores” de manera cruel

John Lanchester se acerca a semejantes reflexiones en El muro (Anagrama) desde el atril de una neurótica y siniestra distopía, que no dista en esencia de lo que sucede en la actualidad.

Como si el pasado regresara con fuerza en forma de bucle repetitivo, el antiguo miedo del imperio romano hacia las invasiones bárbaras sigue muy vivo en The Wall; y acude en la ficción para amenazar la artificial comodidad de una nación isleña (la cual podría identificarse con Gran Bretaña), que controla la mayor parte de los recursos financieros y naturales de su entorno, tras la mortal crecida de las aguas.

Una obligación de compartir con los desheredados de cualquier condición y nacionalidad, que las autoridades de esta región niegan a los que califican como los “otros”.

JOHN LANCHESTER PRESENTA UN PANORAMA DESOLADOR

¿Hay esperanza, cuando la alienación colectiva está ya amoldada al esqueleto social?

Esta pregunta pivota por la narración de El muro, y la escenificación de la posible respuesta se antoja desmoralizadora, y poco dada a ofrecer paños calientes a los lectores.

La trama del libro presenta a un joven guarda llamado Kavanagh, el cual ejerce como miembro activo de las patrullas de los denominados defensores del Muro. Estos individuos se encargan de vigilar la fortificación que corta el paisaje, para evitar una supuesta invasión procedente de los amenazantes lugares del exterior.

El miedo a lo desconocido hace que los agentes actúen de manera implacable, al tiempo que el protagonista se plantea convertirse en reproductor, al lado de una mujer llamada Hifa.

John Lanchester
El argumento de “El muro” podría perfectamente describir el futuro de un Brexit rupturista

El azar ha procurado que la aparición de El muro en las librerías españolas coincida con el período en el que se perfila el futuro del Brexit. Con Gran Bretaña marcando sus líneas delimitadoras con el resto del continente europeo, la máxima del aislamiento adquiere una prístina sensación de abismo excluyente, y da alas al argumento ideado por el creador de Novela familiar.

Un marco de negación de los otros, que refuerza el miedo a cualquier tipo de desconocimiento; y que lastra la curiosidad por aprender de los demás. Reacción ante la vida que, según la obra de John Lanchester, redunda en el adormecido estado de los conocimientos cerrados, aniquilados por tiranías interesadas y atomizadoras.

Más información en

https://www.anagrama-ed.es

Leave A Reply

Your email address will not be published.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Choose your language