Keira Knightley se transforma en Colette

Keira Knightley cambia su físico para recrear la seductora imagen de Sidonie-Gabrielle Colette, en una película que reproduce la intensa vida de la autora de Gigi.

Colette (título del filme) muestra la faz de una mujer que escandalizó a la sociedad más moralista de su tiempo, con un comportamiento liberal y sumamente rebelde frente a la tiranía machista de los estamentos más tradicionales.

Dominic West y Fiona Shaw acompañan a la heroína de Piratas del Caribe en esta aventura de corte literario, dirigida por el británico Wash Westmoreland (Siempre Alice).

Keira Knightley (en la imagen) se ha mostrado sorprendida por el fuerte e irreductible carácter de su personaje

Keira Knightley (en la imagen) se ha mostrado sorprendida por el fuerte e irreductible carácter de su personaje

Sidonie-Gabrielle Colette (Saint-Sauveur-en-Puisage, Francia, 1873- París, 1954) fue un torbellino de libertades requeridas y dignidades anheladas, siempre en pie de guerra contra los condicionamientos machistas del mundo que le tocó vivir.

Desde su juventud, el carácter irreductible de esta creadora de universos agresivos y asfixiantes se mantuvo inalterable; sumido en un abismo de pasiones femeninas, desatadas en las páginas de sus libros.

A través de las encendidas palabras manuscritas por la literata francesa, el municipio de Burgundia adquirió el paisajismo atrayente de los sueños elevados a la altura de lo imposible, normalmente personificados en adolescentes con deseos de no caer en el olvido.

Claudine, Gilberte Alvar y otras muchas jóvenes adquirieron la vida aguerrida de las musas suicidas en los relatos de Colette, al tiempo que igualmente señoras maduras de siglos pretéritos llamaban a las puertas de la ansiedad amorosa con desdén y coquetería (Chéri).

Keira Knightley se mostrón entusiasmada con el guion de Richard Glatzer, Rebecca Lenkiewicz y Wash Westmoreland

Keira Knightley se mostró entusiasmada con el guion de Richard Glatzer, Rebecca Lenkiewicz y Wash Westmoreland

Esa sensibilidad no exenta de violencia agreste, que acreditó Colette en cada paso de su agitada existencia, llamó poderosamente la atención del director Wash Westmoreland (Las últimas aventuras de Robin Hood): un cineasta especialmente capacitado para comprender el cosmos de las mujeres, y de las peleas que estas han mantenido a lo largo de la historia para ser escuchadas y valoradas en su justa medida.

KEIRA KNIGHTLEY RECORRE LOS 81 AÑOS DE COLETTE

Después de un tiempo en la nevera de los proyectos con visos de convertirse en película, Colette ha visto la luz en parte por las virtudes del profundo guion elaborado por Richard Glatzer (quien falleció en 2015), Rebecca Lenkiewicz (Ida) y el propio Wash Westmoreland.

El emocionante libreto horneado a seis manos llamó poderosamente la atención de la estrella Keira Knightley, quien se erigió en uno de los principales avales para obtener la financiación precisa para el rodaje del mismo.

Desde finales del siglo XIX a la década de los cincuenta de la pasada centuria, la movie transita con alma de enérgico biopic por los episodios vitales más destacados en la existencia de la responsable de La vagabunda.

Keira Knightley ya sabe lo que es meterse en la piel de mujeres luchadoras

Keira Knightley ya sabe lo que es meterse en la piel de mujeres luchadoras

Entre los acontecimientos retratados por la película goza de especial protagonismo el accidentado matrimonio que la escritora experimentó al lado del editor y narrador Henry Gauthier-Villars (a quien encarna el actor británico Dominic West).

Él era un libertino catorce años mayor que ella, y fue la persona que introdujo a Colette en el bohemio círculo de los intelectuales, y de los comportamientos ajenos a las marginaciones pecaminosas. Un ecosistema donde la autora probó las relaciones lésbicas, y el placer sexual desde distintas perspectivas a las maritales.

La Primera Guerra Mundial, la ocupación nazi de París, el encarcelamiento de su segundo esposo, la candidatura al Premio Nobel, la atracción desatada hacia su hijastro de 16 años… Tales episodios acuden a la pantalla de la mano de la obra de Westmoreland, para dar forma a esta biografía enlazada con imágenes de intimidades inconfesas.

Un diario de singulares trazos, en el que Keira Knigtley toma prestada la poliédrica fisonomía de una de las literatas más admiradas en el país de Victor Hugo.

Colette (en la foto) ha ejercido una especia de fascinación para Keira Knightley

Colette (en la foto) ha ejercido una especial fascinación en Keira Knightley

 


Warning: Missing argument 1 for cwppos_show_review(), called in /home/jmperez/public_html/wp-content/themes/flat/content-single.php on line 29 and defined in /home/jmperez/public_html/wp-content/plugins/wp-product-review/includes/legacy.php on line 18

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *