Max Irons viaja al Valle de los Reyes

320

Max Irons se planta el salacot en la testa, aparte de dejar visible el bigote de aventurero, para protagonizar Tutankamón: miniserie británica que empezará a emitir en España la cadena #0 de Movistar, desde el próximo domingo 5 de marzo.

Esta producción de ITV Studios sigue la pista a Howard Carter (papel que interpreta Irons), cuando el arqueólogo londinense dio con la tumba del llamado “Rey Niño“.

Rodada principalmente en Sudáfrica, la obra televisiva de cuatro episodios cuenta entre su equipo de trabajo con el director Peter Webber (conocido internacionalmente por la premiada cinta La joven de la perla).

Max Irons
Max Irons (a la derecha) plantea una caracterización marcada por los contrastes

1922 fue el año de suerte en la existencia del apasionado e impulsivo Howard Carter.

El hombre llevaba largo tiempo en Egipto, pero la fortuna en cuanto a hallazgos mediáticos le había sido esquiva y traicionera. Acosado por los intelectuales y colegas de profesión, quienes no veían con buenos ojos sus métodos innovadores para promover las excavaciones, Carter llegó incluso a vender objetos de relativo valor para pagarse un plato de lentejas.

Sin embargo, la ruleta de los dioses dormidos en el Valle de los Reyes decidió dar una oportunidad al capitalino quemado por el sol del desierto. Y, en pleno período de entreguerras, propició al británico el descubrimiento de la época: el del sarcófago del faraón de la decimoctava dinastía conocido como Tutankamón.

Maldiciones a un lado, la noticia catapultó la carrera de HC a los altares de la egiptología de todos los tiempos. Aunque, en el camino hubo muchos más componentes que el de la mera casuística disfrazada de constancia…

Max Irons
Max Irons comprendió su personaje como una especie de Indiana Jones tomado de la realidad

El serial que llega el domingo a #0 recoge la historia oculta del descubrimiento y de sus protagonistas. Y con ella, los responsables componen un relato dividido en cuatro entregas, que crece en pretensiones con el ingenioso y atrayente guion elaborado por Guy Bunt (Los Borgia).

Persecuciones entre las dunas, amores imposibles, peleas arenosas en escena, misterios eternos ocultos por las centurias, tesoros regados con las supersticiones tribales y mucha acción son los ingredientes de un serial que obtuvo una excelente acogida en el público de Reino Unido, a raíz de la emisión del mismo.

MAX IRONS SE POSTULA COMO ACTOR

Ser hijo de Jeremy Irons y de Sinéad Cusack, más nieto del irrepetible Cyril Cusack, abrió las puertas de la interpretación a Maximilian Paul Diarmuid Irons. Pero esa facilidad de acceso era una espada de doble filo; ya que las expectativas obligaban al ahora treintañero a -por lo menos- igualar las gestas de su impresionante father y de su perfeccionista mother.

No obstante, las características de Max son otras muy diferentes a las de sus progenitores. El protagonista de La huésped no posee el aplomo poliédrico de su padre, ni la naturalidad de su madre. Aunque, por contra, acredita una cierta planta de tirón sugestivo para las espectadoras ansiosas de rostros con los que empapelar su habitación. Y a esto se dedicó a potenciar el chico en sus inicios, mientras mezclaba papelillos en el cine con su actividad de modelo publicitario.

Max Irons
El veterano Sam Neill da vida a Lord Carnarvon, el mecenas del papel de Max Irons

El paso del tiempo ha ido moldeando la técnica y los intereses curriculares de Max, y le ha puesto en el camino retos dramáticos de los que ha salido más o menos indemne. Por eso, cuando le cayó entre las manos la posibilidad de encabezar el elenco de Tutankamón, el isleño de mirada extraviada no se lo pensó dos veces, y estampó su firma en el contrato proporcionado por ITV Studios y por el productor Simon Lewis.

Una decisión en la que primó también el hecho de liderar una serie de ambicioso presupuesto, y comandada por un creador tan reputado como Peter Webber.

Similares precisiones pasaron por la mente del resto de compañeros de escena de Max Irons, cuadro en el que sobresale la presencia de San Neill (Lord Carnarvon), Amy Wren (Emily Carnarvon) y Catherine Steadman (Maggie Lewis).

Si nada se tuerce en el cosmos de los formatos digitales, la búsqueda de Tut comenzará este fin de semana. Una oportunidad para recordar uno de los descubrimientos más importantes del siglo XX, con respecto al oculto mundo de los faraones de Egipto.

Hazaña que propició a Howard Carter y a sus valedores un lugar privilegiado en las enciclopedias, y en el ideario colectivo de los sueños deseables…

Max Irons
Amy Wren encarna a la bella Evelyn Carnarvon, con quien el rol de Max Irons vive una intensa pasión

Tráiler oficial de Tutankamón, subido por filmafrikaworldwide

 

Leave A Reply

Your email address will not be published.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Choose your language