Al Pacino soporta la humillación

213

Al Pacino es el baqueteado protagonista de “The Humbling“, filme basado en la novela “La humillación“, de Philip Roth. Un trabajo en el que el actor neoyorquino comparte nuevamente plató con Barry Levinson.

Al Pacino encabeza el elenco de una historia llena de puntos oscuros
Al Pacino encabeza el elenco de una historia llena de puntos oscuros

A lo largo de la vida de cualquier ser humano, las derrotas suelen ser más frecuentes que las victorias.

La carrera de fondo que supone quemar décadas de existencia terrenal adocena el entendimiento -normalmente a base de golpes- para concebir la constancia de la felicidad como una utopía inalcanzable en su plenitud, mientras que los laureles mínimos que se pueden arrancar al árbol de la fortuna se marchitan con la rapidez de la oxidación vampírica.

En un mundo donde las pérdidas superan con creces a las ganancias, el déficit de satisfacción se intenta aplacar con placebos sociales o consumistas, amorosos o intelectuales; medicinas que enmascaran las grietas de la amargura anímica, de la soledad inevitable.

Una sensación asfixiante que Simon Axler conoce a la perfección, ya que cohabita con ella desde hace demasiado tiempo. Este sexagenario depresivo es el protagonista de The Humbilng (La humillación), una novela original del escritor Philip Roth que llegará próximamente a las pantallas de la mano del cineasta Barry Levinson.

Al Pacino se mete en la piel de Simon Axler, un hombre de la escena que ha perdido la magia de la actuación
Al Pacino se mete en la piel de Simon Axler, un hombre de la escena que ha perdido la magia de la actuación

AL PACINO, AL BORDE DEL SUICIDIO

Adaptada por el veterano guionista de El graduado (Buck Henry), el filme recrea la bajada a los infiernos de un actor al que le ha abandonado el don de la interpretación.

El hombre no es capaz ni siquiera de sacar la antigua magia a personajes como Macbeth y Próspero, y las malas críticas no hacen más que confirmar los síntomas: es un individuo acabado para la escena.

Sin poder aceptar la realidad, Simon Axler intenta acabar con su vida, pero en el último momento se muestra imposibilitado para hacerlo. Aparte, los problemas afectivos han derruido su matrimonio, y su esposa huye del domicilio común para agarrarse a algún rastro de luz en la esperanzadora California.

Al Pacino es un intérprete al que siempre le ha gustado introducirse en la psique de personajes al borde de la locura
Al Pacino es un intérprete al que siempre le ha gustado introducirse en la psique de personajes al borde de la locura

Con tal panorama, las tinieblas se apoderan del colega de Laurence Olivier; situación que le anima a pedir el ingreso en un hospital psiquiátrico. Allí conoce a Sybil van Buren, una joven interna acusada de atentar contra la vida de su segundo marido, el cual abusaba de su hija pequeña.

Entre los muros de la institución, Sybil y Simon se hacen amigos; y la confianza desplegada en sus conversaciones invita a la mujer a proponer al actor que éste sea quien acabe el trabajo de asesinar a su depravado esposo. Sin embargo, Axler declina la oferta.

El transcurso de los meses y el alta en el centro mental no consiguen sacar de su depresión al antiguo profesional de las caracterizaciones, que sigue con su miedo a fracasar encima de un escenario. Además, el hombre continúa solo. Y así permanece hasta que se encuentra con Pegee Miken Stapleford: la hija de unos amigos de su juventud, la cual está tan perdida como él a nivel sentimental, tras la ruptura de ésta con la fémina con quien compartía cama y cuarto de baño.

Al Pacino ha captado la amargura del papel ideado a partir de la novela escrita por Philip Roth
Al Pacino ha captado la amargura del papel ideado a partir de la novela escrita por Philip Roth

Unidos en su desesperación, los dos someten su rutina -desde ese instante- a una espiral de sexo y erotismo con terceras personas. Un juego que acaba por romper la extraña dependencia de ambos; lo cual vuelve a poner a Simon en la tesitura de si, después de lo experimentado, es capaz o no de cometer el suicidio planteado al comienzo de la pesadilla.

Habitual en proyectos donde los personajes tienen resortes complicados y áridos en sus afectos, Al Pacino es el curtido rostro escogido por Levinson para dotar de físico a Simon Axler. Una elección que junta nuevamente a los dos profesionales de la televisión y el cine, después de intensas y recordadas colaboraciones en títulos como Donnie Brasco y Doctor Muerte.

Aunque la estrella de El padrino no es la única atracción en el plano artístico de The Humbling; ya que, al lado del estadounidense de ascendencia italiana, el responsable de El mejor ha diseñado un elenco dramático del calado de Greta Gerwig (Sin compromiso), Kyra Sedgwick (The Closer), Charles Grodin (la saga de Beethoven), Dianne Wiest (Jóvenes ocultos), Dan Hedaya (Alien Resurrection) y Nina Arianda (Rehenes), entre otros.

Al Pacino y Barry Levinson colaboraron hace poco en la miniserie "Doctor Muerte"
Al Pacino y Barry Levinson colaboraron hace poco en la miniserie “Doctor Muerte”

Más información en http://www.imdb.com

Leave A Reply

Your email address will not be published.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Choose your language