Jacobi y McKellen in love

180

Jacobi y McKellen preparan los seis episodios de la segunda temporada de “Vicious”, una comedia televisiva emitida por ITV que causa adicción en las islas.

Jacoby (derecha) y McKellen exhiben su talento interpretativo en "Vicious"
Jacobi (derecha) y McKellen exhiben su talento interpretativo en “Vicious”

El amor no tiene edad ni fecha en el calendario; aunque para Stuart y Freddie esta frase venga aliñada con desconchones de regañinas y zancadillas cariñosas.

Las peleas de cocina y alcoba de tales caballeros -residentes en un piso en la confluencia con el Covent Garden londinense- nunca llegan a las manos, sino que son pretextos para mantener unida a una pareja que acredita medio siglo de cama en común, y de maquinilla de afeitar compartida por turnos.

Uno de esos matrimonios de palabra y corazón cuya solidez y ternura no está reñida con algún que otro pescozón verbal, aparte de bailecitos insinuantes al ritmo del Never Can Say Goodbye (sintonía de la serie, en las voces de The Communards).

La serie gira en torno a una pareja homosexual a la que dan vida Jacoby y McKelellen
La serie gira en torno a una pareja homosexual a la que dan vida Jacobi y McKelellen

Ese esquema argumental es el que mantuvo a este par de seres sacados de los comportamientos extremos -y de las pasiones de doble y triple sentido- en lo más alto del share en la ITV, durante el pasado curso televisivo de 2013.

Siete episodios que pronto aumentarán sus ingeniosas historias con el estreno de la segunda temporada, la cual -según los responsables de la cadena privada de Reino Unido– tiene prevista su puesta en marcha en la programación del próximo otoño.

JACOBI Y McKELLEN SE TIRAN LOS PLATOS A LA CABEZA

No se puede decir que la trama ideada por Gary Janetti (Padre de familia) y Mark Ravenhill sea especialmente novedosa.

Incluso ésta puede remitir argumentalmente a conocidos largometrajes, como La extraña pareja  (Gene Saks dirigió la adaptación cinematográfica de esta obra de Neil Simon, en 1968) y La escalera (movie de Stanley Donen de 1969, según la pieza de Charles Dyer).

Sin embargo, hay un elemento que ha hecho que Vicious se haya convertido en la mencionada y rentable sorpresa audiovisual de 2013. Especia o condimento que está adherido al trabajo de sus two protagonistas, quienes son muy capaces de sacar petróleo de cualquier libreto medianamente bien construido.

"Vicious" alcanzó un alto índice de audiencia con la emisión de sus primeros siete capítulos en 2013
“Vicious” alcanzó un alto índice de audiencia con la emisión de sus primeros siete capítulos en 2013

Bajo la faz de un dueto de actores semejante, con miles de papeles en su código genético; el ingenuo Stuart Bixby (Derek Jacobi) adquiere alas de inocencia concentrada. Mientras que el egocéntrico y frustrado Freddie Thornhill (Ian McKellen) se torna como un oponente con armadura de pecaminosos resortes, siempre presto a cerrar cada discusión con una ocurrencia reveladora.

Junto a ellos, los otros colaboradores en el serial se mueven con la gracia de los asistentes a un banquete compuesto de misiles verbales, muy enraizados en la Gran Bretaña de las contradicciones morales y del tradicionalismo camuflado con tesis falsamente progresistas.

Las actuaciones de McKellen y Jacobi recuerdan a las llevadas a cabo por Lemmon y Matthau, y Harrison y Burton
Las actuaciones de McKellen y Jacobi recuerdan a la llevada a cabo por Lemmon y Matthau en “La extraña pareja”, y a la de Harrison y Burton en “La escalera”

Dentro de ese ecosistema escénico, el cuadro interpretativo luce candilejas tintadas de sinsentidos orales, escondidas tras el talento de Frances de la Tour (Violet Crosby), Iwan Rheon (Ash Weston), Marcia Warren (Penelope), Phillip Voss (Mason) y el perro Balthazar.

Todavía han trascendido pocas notas respecto a la naturaleza de esta segunda temporada; pero lo que sí se puede asegurar es que tanto Derek Jacobi como Ian McKellen regresarán pletóricos ante su numeroso público, ambos en la piel de estos ancianos abiertamente homosexuales y sin complejos de ocultación. Dos gentlemen que han sabido captar con su sinceridad amorosa y su sarcasmo el interés de los súbditos de Isabel II.

Ellos son la materialización más glamurosa de una realidad en favor de la normalización en las relaciones personales entre varones.

Ecuación social a partir de la que los guionistas desarrollan los diferentes equívocos y situaciones comprometedoras, que se dan cita en cada episodio de Vicious.

Eso sí, siempre “viciosamente” en completa comicidad.

Los nuevos seis capítulos mantienen el mismo humor corrosivo de sus entregas precedentes
Los nuevos seis capítulos mantienen el mismo humor corrosivo de sus entregas precedentes

Vídeo promocional de “Vicious”

Más información en http://www.itv.com/Vicious/

Leave A Reply

Your email address will not be published.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Choose your language