Roberto Bolaño, en clave detectivesca

63

El Teatro de la Abadía de Madrid (C/ Fernández de los Ríos, 42) presenta -hasta el próximo 23 de febrero- El policía de las ratas, según el texto de Roberto Bolaño.

La obra está producida por Teatre Lliure y Heartbreak Hotel/ Photo Credits: Teatro de la Abadía, Teatre Lliure y Heartbreak Hotel
La obra está producida por Teatre Lliure y Heartbreak Hotel/ Photo Credits: Teatro de la Abadía, Teatre Lliure y Heartbreak Hotel

Un escenario en penumbra, dos personajes sometidos a una intensa investigación, muchas insinuaciones de carácter vivencial, y multitud de flecos anímicos. Con tales ingredientes, el escritor chileno de Los detectives salvajes elaboró una pieza con rostro de orfandad póstuma; surrealista, y adornada con símbolos de infrarrealidad.

Integrado en el volumen de cuentos El gaucho Insufrible (editado por Anagrama, junto a Llamadas telefónicas y Putas asesinas), el relato de El policía de las ratas conforma un laberinto de inspiraciones kafkianas, supuestamente elaborado a partir de la historia de Josefina la Cantora o El pueblo de los ratones (obra redactada por el responsable de La metamorfosis).

Un juego más de tenebrosos paisajes que de cromáticos amaneceres, que llega a la sala de La Abadía bajo la dirección del efectivo Àlex Rigola.

El montaje está dirigido por Àlex Rigola/ Photo Credits: Teatro de la Abadía, Teatre Lliure y Heartbreak Hotel
El montaje está dirigido por Àlex Rigola/ Photo Credits: Teatro de la Abadía, Teatre Lliure y Heartbreak Hotel

Una trama en la que los papeles se confunden

Las callejas donde transcurre El policía de las ratas tienen el mismo sabor de los horizontes depresivos que experimentaron Ulises Lima y Arturo Belano, en Los detectives salvajes. Dentro de ese ambiente de uniformado minimalismo, Pepe el Tira –sobrino de Josefina la Cantora– vigila las alcantarillas de su aldea, con la insistencia de los que buscan los vestigios de su propia personalidad.

Allí, acompañado de los roedores como fieles socios de fugas, los vecinos esconden cadáveres en el subsuelo, y dan rienda suelta a sus instintos más bajos. Los mismos sentimientos que, al parecer, incitan al escurridizo asesino que José quiere atrapar.

El escenario se compone de dos únicos personajes y unos pocos elementos ornamentales/ Photo Credits: Teatro de la Abadía, Teatre Lliure y Heartbreak Hotel
El escenario se compone de dos únicos personajes y unos pocos elementos ornamentales/ Photo Credits: Teatro de la Abadía, Teatre Lliure y Heartbreak Hotel

Los jefes de este héroe obsesionado con las ratas le procuran disuadir de esa misión imposible, pero el hombre está empeñado en conducir sus pesquisas al término deseado. Y así da con el otro personaje que comparece en escena.

Procedente de la Schaubühne de Berlín y de la Bienal de Venecia (donde cosechó un más que notable éxito de crítica y público), la pieza se acerca a la Villa y Corte a través de un montaje comprometido y visceral, teñido en cada sentencia con las palabras ácidas del insuperable Roberto Bolaño (Santiago de Chile, 1953- Barcelona, 2003).

Joan Carreras (derecha) y Andreu Benito son los protagonistas/ Photo Credits: Teatro de la Abadía, Teatre Lliure y Heartbreak Hotel
Joan Carreras (derecha) y Andreu Benito son los protagonistas/ Photo Credits: Teatro de la Abadía, Teatre Lliure y Heartbreak Hotel

Dentro del decorado diseñado por Max Glaenzel y Raquel Bonilla, Andreu Benito y Joan Carreras parecen volar con las frases sostenidas en do mayor ideadas por el narrador chileno, como sustraídos a una suerte de comedia del arte en la que las máscaras son de carne y pelo.

Explicaba John Le Carré en El topo que la significación de la vida de George Smiley estaba en la existencia de su contrario, el espía soviético conocido como Karla. Algo semejante le pasa al protagonista de El policía de las ratas, quien ve en su enemigo el motivo para seguir adelante, para soportar la terrible levedad del ser de la que hablaba Milan Kundera.

Roberto Bolaño se basó en un cuento de Kafka para escribir "El policía de las ratas"/ Photo Credits: Teatro de la Abadía, Teatre Lliure y Heartbreak Hotel
Roberto Bolaño se basó en un cuento de Kafka para escribir “El policía de las ratas”/ Photo Credits: Teatro de la Abadía, Teatre Lliure y Heartbreak Hotel

Al final, la flauta mágica del poeta de 2666 otorga una cierta paz a El Tiras y a su oponente. Aunque esa tregua se convierta rápidamente en un sueño desasosegante, en una pesadilla de la que es difícil escapar, y que prende la conciencia de los espectadores con la fortaleza de los espíritus sin destinos angelicales.

Vídeo de Teatre Lliure

Más información, entradas y horarios en http://www.teatroabadia.com

 

 

Leave A Reply

Your email address will not be published.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Choose your language