M:I-4, de Dubai al mundo entero

37
Ethan Hunt, de nuevo a por los malos
Ethan Hunt, de nuevo a por los malos

Tom Cruise necesita dinero. La estrella estadounidense quiere acabar con su errática fortuna en la taquilla de los últimos años. Y pretende conseguirlo a través de uno de esos productos reventador de listas de box office, cuyo éxito se vislumbra incluso antes de llevar la película a la sala de montaje. Este as salvador de la cuenta corriente del ídolo estadounidense lo representa Mision: Impossible- Ghost Protocol, la cuarta entrega del famoso serial cinematográfico que el prota de Operación Valkiria rueda estos meses en exóticos escenarios de Oriente Medio.

La anterior aventura la firmó J. J. Abrams, en 2006
La anterior aventura la firmó J. J. Abrams, en 2006

La impresionante escena que el sex symbol de Top Gun grabó en Dubai hace unas semanas, y a bastantes metros de altitud, hace prever que Ghost Protocol (sin guarismo tipo M:I IV, como el propio Cruise prefiere que se refleje en los medios) estará repleta de acción sin límites ni respiro; lo que hace honor al espíritu de esta millonaria franquicia iniciada catorce años atrás.

Durante siete temporadas, Peter Graves y sus muchachos vivieron un sinfín de misiones imposibles
Durante siete temporadas, Peter Graves y sus muchachos vivieron un sinfín de misiones imposibles

Basada en la mítica y homónima serie que copó las pantallas de los televisores de 1966 a 1973 (con unos sobresalientes Peter Graves, Martin Laundau y Barbara Bain, entre sus actores principales), la experiencia cinematográfica de esta ficción creada originalmente por Bruce Geller comenzó en 1996, cuando el efectista -y muchas veces subvalorado- director Brian de Palma presentó el primer encuentro de Tom con el papel de Ethan Hunt (nombre que no existía en el serial sesentero). El cineasta de Carrie cocinó un caramelo con sabor a entretenimiento, no exento de cierto rocambolismo, empaquetado en una trama –bajo el título de Misión: Imposible– de alto componente adictivo, que viajó a velocidades de vértigo por localizaciones mayoritariamente europeas. El impacto en las salas fue de traca de feria; y los responsables financieros del filme no se hicieron rogar para montar la secuela. Misión: Imposible II llegó a los cines en 2000, de la mano del coreográfico experto en cine de artes marciales John Woo. A sus órdenes, Cruise dio vida a secuencias tan arriesgadas como un enfrentamiento a horcajadas en una moto de gran cilindrada, que no tenía desperdicio. Y, como era de esperar, el díptico se convirtió en trilogía. Misión: Imposible III se estrenó en 2006, con J. J. Abrams de realizador;  y, pese a errores como los de mezclar las Fallas valencianas y las procesiones de Semana Santa en una Sevilla más irreal que otra cosa, el aluvión de entradas vendidas no decepcionó a los productores. 

El nórdico Michael Nyqvist se incorpora al reparto en la cuarta entrega
El nórdico Michael Nyqvist se incorpora al reparto en la cuarta entrega

Poco se sabe aún -más que nada por el comprensible secretismo habitual con el que las majors suelen manejar sus apuestas más señeras- sobre el argumento de Ghost Protocol; pero lo que sí se puede adelantar, y especular con ello, es su reparto. El abanderado de la Cienciología en Hollywood regresa en la piel del agente Ethan Hunt; junto a él también repiten Simon Pegg (como el informático Benji Dunn) y el cachas Ving Rhames (transformado otra vez en el flemático y cínico Luther Stickell). Por el lado de las novedades, quizás las más llamativas sean la incorporaciones del sueco Michael Nyqvist (el rostro del periodista Mikael Blomkvist en Millennium aprovecha la ocasión para dejarse querer por el mercado anglosajón) y de Josh Holloway (el popular Sawyer de Perdidos).

J.J. Abrams (el realizador de la tercera parte) es el autor de la historia sobre la que se erige el guión; y Brad Bird (un hombre de Pixar-Disney, cuyos mayores logros en el séptimo arte los componen sus obras de animación Ratatouille y Los Increíbles) se encarga de la dirección.

"M:I-2" la dirigió, en 2000, el hiperactivo John Woo
"M:I-2" la dirigió, en 2000, el hiperactivo John Woo
Leave A Reply

Your email address will not be published.

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Choose your language